Peticiones desesperadas: Oración a Santa Maravillas de Jesús para solucionar problemas urgentes

Santa Maravilla virtuosa, dotada de gracia divina

Tú que pasaste por la vida dedicándote con afán a repartir cuidados, amor y caridad entre los que estaban necesitados y sufrían.

Tú que tocaste por amor, escribiste tus pensamientos y fundaste varios monasterios para Dios.

Ruego por ayuda en malos y difíciles momentos

Gloriosa Santa Maravillas, esposa Mística de Jesús,

Tú que alcanzaste la gloria y en ella gozas ahora de su infinito amor y eterna compañía,

Tú que repartes por la tierra tantos favores y beneficios...

Con inmensa confianza, humildad y sencillez, te pido tu intercesión para que llegue el remedio en todo lo que me aflige y hace sufrir.

Ruego por el fin de mis sufrimientos

Tú que fuiste bendecida por Dios nuestro Señor,

Tú que eres amable intercesora nuestra y que envías tantos bienes desde los cielos,

No permitas que mis sufrimientos se alarguen más.

Habla con el buen Jesús y ruega que me conceda lo que tanto necesito para que mejore mi vida.

Ahora menciona el problema que tienes y pide con fe lo que deseas obtener.

Tú que dejaste impreso "lo que Dios quiera, como Dios quiera, cuando Dios quiera",

Regálame tu asistencia en mi grave necesidad, no me desatiendas, no me dejes sin respuesta.

Pedido de bendiciones y soluciones

Santa Maravillas, tú que eres buena, generosa y amable protectora de los que estamos en la tierra,

Haz que pueda salir de tanta intranquilidad, de tanta angustia y tristeza, de tanta preocupación.

Ruega por mis graves problemas, que mi vida esté llena de amor y prosperidad.

Santa entrega y virtud de compasivo corazón, llena mi vida y hogar de bendiciones...

Aleja los problemas que se alojan y no nos falte unión, respeto y comprensión.

Que reine la concordia y el amor a Dios, y juntos podamos vivir en unión, armonía y paz.

Haz que Dios esté presente en nuestro diario caminar y que practiquemos con fidelidad los santos mandamientos,

Cumplamos nuestros deberes de cristianos y sepamos amar al prójimo como tú lo hiciste.

Concédeme también que, habiendo experimentado tu más eficaz intercesión aquí en la tierra,

pueda un día agradecerlo allá en el cielo y disfrutar contigo de la eterna felicidad. Amén.

Oración final

Padre Santo, infinitamente misericordioso y providente,

Tú que derramas los dones de tu Espíritu sobre aquellos que te buscan con sinceridad.

De corazón te alabamos, te bendecimos y te adoramos,

y te agradecemos lo mucho que haces por nosotros en el nombre de Jesucristo, Señor y Dios nuestro,

y con la mediación de la Santísima Virgen María, de los Ángeles, de los Santos y de Santa Maravillas,

Te presentamos nuestras plegarias para que nos escuches...

y te pedimos, si es para tu mayor gloria, perdone nuestras faltas y nos conceda las bendiciones que tanto necesitamos. Amén.

Oración de arrepentimiento y gracia

Nos acercamos a Ti, Padre nuestro, con humildad y arrepentimiento para pedirte que perdones nuestras ofensas y nos concedas la gracia que te imploramos. Reconocemos nuestras faltas y te pedimos que, a través de esta oración, nos ayudes a alcanzar la reconciliación contigo y con los demás. Te agradecemos por los dones que has otorgado a Santa Maravilla de Jesús y te rogamos que nos ayudes a imitar sus virtudes. Te pedimos que, por su intercesión, nos brindes ayuda en nuestras adversidades y soluciones a nuestros problemas. Recibe con fervor nuestras súplicas y protégenos para que seamos parte de los elegidos en tu reino. Amén.

Rezo con devoción

Jesús, te ruego que reces esta poderosa oración y realices tus rezos con profunda devoción. Repite tres veces el Padre Nuestro seguido de tres Avemarías y tres glorias, para aumentar la efectividad y demostrar a Dios tu confianza en Él. Realiza esta oración y los rezos durante tres días consecutivos.

Padre nuestro que estás en el cielo, santificado sea tu nombre, venga a nosotros tu reino, hágase tu voluntad en la tierra como en el cielo. Danos hoy nuestro pan de cada día, perdona nuestras ofensas como también nosotros perdonamos a los que nos ofenden, no nos dejes caer en tentación y líbranos del mal. Amén.

Dios te salve María, llena eres de Gracia, el Señor es contigo. Bendita tú eres entre todas las mujeres y bendito es el fruto de tu vientre, Jesús. Santa María, madre de Dios, ruega por nosotros pecadores, ahora y en la hora de nuestra muerte. Amén.

Dios te salve María, llena eres de Gracia, el Señor es contigo. Bendita tú eres entre todas las mujeres y bendito es el fruto de tu vientre, Jesús. Santa María, madre de Dios, ruega por nosotros pecadores, ahora y en la hora de nuestra muerte. Amén.

Gloria al Padre, al Hijo y al Espíritu Santo

Gloria al Padre y al Hijo y al Espíritu Santo, como era en el principio, ahora y siempre, por los siglos de los siglos. Amén.

Gloria al Padre y al Hijo y al Espíritu Santo, como era en el principio, ahora y siempre, por los siglos de los siglos. Amén.

Oración de alabanza

¡Los siglos de los siglos, amén! Gloria al Padre, al Hijo y al Espíritu Santo. Como era en el principio, ahora y siempre, por los siglos de los siglos. Amén.

Gracias por escuchar nuestra oración

Si te ha gustado, te invitamos a colaborar con nuestras oraciones para todos. Suscríbete a nuestro boletín para recibir las últimas oraciones y rezos. También puedes compartir este artículo en tus redes sociales para que más personas puedan disfrutar de la espiritualidad que ofrecemos. Agradecemos tu apoyo sincero.

Pide por tus intenciones

Si deseas añadir tus intenciones a nuestras oraciones, déjalas en los comentarios. Será un placer rezar por ti y tus necesidades.
Gracias, gracias, gracias. Dios te bendiga abundantemente.

Artículos relacionados

Deja un comentario